Paliza para el Kirchnerismo en las elecciones de Mendoza

Apenas pasados tres minutos de las 8 de la noche de este domingo, la candidata Kirchnerista, Anabel Fernández Sagasti reconoció la derrota. “La diferencia es irremontable”, admitió ante la prensa.

De esta manera, Rodolfo Suárez, candidato de Cambiemos, es el nuevo gobernador electo de la provincia de Mendoza.

Los mendocinos se acercaron a las urnas este domingo para elegir gobernador, legisladores, intendentes y concejales, en una elección que se desarrolló sin incidentes y que no tuvo mayores sorpresas ya que las encuestas realizadas en la semana daban como ganador al radical Rodolfo Suárez de “Cambia Mendoza”.

Llamó la atención que Anabel Sagasti haya salido a reconocer la derrota y decir que la diferencia era irremontable cuando todavía no había datos oficiales, ya que se dijo que los mismos estarían una vez que se hubiera escrutado el 20% del padrón provincial.

“La diferencia es irremontable, he llamado al próximo gobernador para felicitarlo. Estamos muy contentos porque sabemos que nuestro frente venía reconstruyéndose y hemos logrado una gran cantidad de votos en Mendoza”, aseguró pasadas las 20 la senadora integrante de La Cámpora.

De nada sirvió para el Frente de Todos y especialmente a Anabel Fernández Sagasti el apoyo recibido de parte de Cristina Kirchner y la visita de Alberto Fernández a la provincia de Mendoza, ya que la no pudieron revertir la elección.

De esta forma el Kirchnerismo en general y la agrupación La Cámpora recibió una dura paliza electoral en Mendoza al no poder revertir una elección que ya la tenían bien difícil, pero que muchos en el seno de la agrupación de Máximo Kirchner tenían la esperanza de revertir por los resultados que arrojaron las ultimas PASO a nivel nacional.

Y es que desde el interior de La Cámpora confiaban en sumar muchos votos en estas elecciones Mendocinas, partiendo de la base de la gran elección que la fórmula Fernández – Fernández había hecho en todo el país a nivel nacional.

Pero está visto, que al menos en Mendoza, una cosa son las PASO, que no determinan nada y funcionan con una gran encuesta pre electoral, y otra muy diferente es una elección real.