Mal fin para el hombre que amenazó a Macri, Vidal y Carrió

Néstor Enrique Gerhart desde su cuenta de la red social Twitter amenazó cruelmente al Presidente Mauricio Macri. María Eugenia Vidal, y la diputada Elisa Carrió, también recibieron amenazas de muerte, cada una más grotesca y peligrosa que la anterior, igualmente vehiculadas a través de las redes sociales por el individuo de 58 de edad.

Las autoridades se tomaron muy en serio las amenazas, que por el contexto del mensaje, se desprende que se trata de alguien trastornado y resentido con las políticas del Presidente Mauricio Macri.

De inmediato se iniciaron las investigaciones para dar con el paradero del potencial atacante, que llegó al extremo de publicar la fotografía de un arma 9 milímetros, junto con sus palabras de intimidación, en una insinuación de que sería la que utilizaría en su planificado atentado.

“Vengador fantasma” fue el alias que utilizó el sospechoso para identificarse en una cuenta vinculada también a un perfil de Facebook. El pasado 18 de diciembre se leía en la cuenta de Twitter bajo investigación: “Macri: tengo 58 años trabajé toda mi vida esperando mis 65 años y vos cambiaste esa regla, mi regla es esta voy a matar uno por uno tu familia”.

A la diputada Carrió supuestamente iba a “reventarla como a un sapo”, mientras que a Vidal le espetó un siniestro juego de palabras, con lo que obviamente consideraba su falta como funcionario público: “Vas a hacer algo con la inseguridad o la próxima víctima serás vos o tus hijos”.

Y no tuvo un buen fin el “Vengador fantasma” y su patética aventura en Twitter. Ya que tras una orden de allanamiento a su casa ubicada en José C Paz., dictada por el juez federal Marcelo Martínez De Giorgi, el tipo terminó en cana.

Ya fue transportado al tribunal federal, para rendir declaración indagatoria. En su casa fueron encontradas además varias otras armas de fuego. El fiscal del caso, Ramiro González, rechazó de inmediado la solicitud de excarcelación que hiciera el propio detenido, por lo que en estos momentos sigue preso.

El destino del “Vengador fantasma” está ahora en las manos del juez, quien tiene varios días para decidir que hará con éste hombre que tal vez creyó que escondiéndose en el anonimato de las redes sociales podía amenazar a quien se la antojara. Y así terminó.