Nueva modalidad de estafa con la suscripción a Clarín y La Nación

Cada día tenemos que hablar de un nuevo caso de estafa o cuento del tío donde los delincuentes se quedan con el dinero de las víctimas a través de engaños, y siempre los malvivientes están orquestando nuevos trucos.

En esta ocasión se trata de una estafa que se instrumenta a través de un llamado telefónico a la casa de la víctima donde el delincuente ofrece la suscripción al diario Clarín o La Nación.

El llamado, generalmente realizado por una simpática señorita, ofrece una suscripción a alguno de los mencionados periódicos, que en su versión en papel serán entregados en el domicilio de quien está recibiendo el llamado.

Durante la charla la señorita ofrece las suscripción que tendrá como beneficio recibir el periódico y también una tarjeta, sin cargo, para obtener descuentos en comercios, cines y teatros, entre otros.

Luego de explicar todos los beneficios que se obtendrán al suscribirse en forma mensual a la edición en papel del diario Clarín o La Nación, la señorita dirá el importe que se debe abonar por mes, aclarando que se puede dar de baja la suscripción en cualquier momento.

Parte del engaño consiste en decir un precio de suscripción mensual mucho más bajo que el que costaría ir a comprar el diario todos los días, y también se da la opción de suscribirse solo al diario del domingo.

Para cuando la víctima ya está convencida de todos los beneficios que le ofrecieron por suscribirse y recibir todos los días o los domingos a alguno de los mencionados diarios, llega el momento más crítico y es ahí cuando se debe estar más alerta que nunca.

La gentil señorita nos dirá entonces que para que se realice la tan preciada suscripción y recibir todos los beneficios extras, como ser la tarjeta de descuento, etc. es necesario hacerlo a través del débito automático de nuestra tarjeta de crédito. Chan!

Para nuestra alegría, todas las tarjetas son aceptadas, y solo tenemos que decirle a la señorita con cual tarjeta deseamos hacer la suscripción.

Acto seguido nos pedirá los datos de nuestra tarjeta de crédito con el fin de realizar el último paso y listo, ya estamos suscriptos al diario Clarín o La Nación.

Lo cierto es que nada es esto sucederá, ya que jamás recibiremos diario alguno, ni tampoco la tarjeta de descuentos porque todo se trató de una estafa donde nos robaron nuestra tarjeta de crédito.

Lo que se aconseja hacer en estos casos o cualquier otro donde nos llamen ofreciendo un servicio, es de entrada atajarse y preguntar a quien está del otro lado del teléfono si nos va a pedir “datos sensibles”, en caso que nos digan que eso no sucederá, se puede continuar hablando y atajarse por segunda vez pidiendo que toda la información que nos brindan por teléfono la envíen a nuestra casilla de e-mail.

De esta manera ya les pusimos dos frenos de entrada y nos cubrimos ante una eventual estafa o robo de nuestra tarjeta de crédito.

Si quien nos llama pone excusas para no enviarnos la información a nuestra casilla de correo o insiste en pedirnos datos sensibles, entonces algo huele mal y lo mejor será cortar el llamado para no seguir escuchando a quien nos quiere engañar.

Para suscribirse en forma real y confiable a los diarios Clarín y La Nación lo mejor es hacerlo por nuestra cuenta, ingresando a sus sitios webs, ya que de esta forma nos aseguramos de que realmente estamos haciendo un operación en un lugar confiable ya que no es cuestión de dejarse engañar y darle los datos de nuestras tarjetas de crédito a cualquiera que nos llame por teléfono para ofrecernos algo.