Baby se hartó de Sergio Maldonado y le dijo de todo

El periodista y conductor radial Baby Etchecopar nunca se calla y no le tiembla la voz a la hora de decir lo que piensa le guste a quien le guste, y en esta ocasión hizo un durísimo editorial donde se ocupó de Sergio Maldonado, hermano del joven tatuador fallecido, Santiago Maldonado.

Más de 40 peritos, abogados y veedores, incluidos los que son de parte de la familia de Santiago Maldonado firmaron su conformidad con los primeros resultados de la autopsia que se le realizó al cuerpo del joven tatuador, donde se concluye que no tiene heridas ni golpe alguno.

Pero Sergio Maldonado sigue insistiendo que lo de Santiago fue una desaparición forzada seguida de muerte y así lo expresó en Uruguay donde estuvo reunido con representantes de la CIDH (Comisión Interamericana de Derechos Humanos) y políticos locales.

Entonces Baby Etchecopar parece que está harto de la actitud de Sergio Maldonado y en un duro editorial le habló directamente al hombre y le dijo lo que muchos piensan y no se animan decir por temor a hacer lo políticamente incorrecto.

Dijo Baby en su programa de radio “El Ángel del Mediodía”, “El hermano de Santiago Maldonado apoyó en Montevideo la versión de que fue una desaparición forzada, cuando hay 45 peritos que están de acuerdo en que el pibe se ahogó”.

“Primero, no desapareció. ¿Cuál es la idea de forzar una idea? El hermano de Santiago Maldonado sigue sacándose fotos para ver si puede mojar una diputación. Dejensé de hinchar las b… Al pobre pend… no lo sigan usando”.

“Le digo al hermano de Santiago Maldonado: ‘Si te colgás un cadáver al hombro, los gusanos del cadáver te van a comer a vos’. Dejá tranquilo a tu hermano. Dejá tranquilo a tu hermano porqué ya te estamos tomando bronca”.

“Dejá tranquilo a tu hermano que descanse en paz. Que demasiado lo manosearon, lo descuartizaron. Basta con Santiago Maldonado. Termínenla de usar a Santiago Maldonado. Se les termina Milagro Sala, empiezan con Santiago Maldonado. Se les termina Maldonado y arrancan con Milagro Sala”.

“Son impresentables. Uno porque es un víctima y la otra porque es una delincuente. Termínenla. Pongan algo mostrable”.

“Yo creo que el hermano de Maldonado le encontró la pata a la sota. Se estaba aburriendo haciendo dulces en el sur y dijo ‘Yo tengo que ser diputado’. Ellos habían encontrado una veta fenómena. Esto era lo mejor que les podía haber pasado. Apareció el pibe y se les rompió todo”.

“A mí me da lástima el pibe. Ya se lo olvidaron. Ahora no hay nadie en la morgue. Ahora dan conferencias de prensa”. Vivimos muchos años con esta gente, inventores del relato, oficiales de la mentira. Son terribles. Son jodidísimos. El pibe es una víctima y estos lo victimizan para llevar agua para su molino”.

“Han usado a Maldonado para hacer política. Yo también los investigaría a ellos. De que viven, como viven, a que se dedican, que están haciendo… Habría que empezar a investigarlos para no volver a caer en los Milagro Salas. Porqué mañana van a decir: ‘vamos a hacer casas en El Bolsón para los Mapuches’ y van a terminar afanándose 200 mil palos. Y no hay tanta guita para robar”.

“Cuando muere mi hermano (Juan Etchecopar) como muchos chicos de Malvinas yo podría haber usado igual que el hermano de Maldonado la televisión, que la tenía, para victimizarme y hacer los programas con una campera camuflada para decir ‘hay que seguir investigando’. Y con eso iba tirando hasta llegar a diputado”.

“Mi mamá nunca se puso un pañuelo blanco y anduvo dando vueltas en Plaza de Mayo para llegar a tener un sueño compartido en San Isidro y llevarse 1.000 palos con un parricida. Y yo nunca hice la payasada esa que hacen de decir ‘si, 55 dijeron que se ahogó, pero yo digo que no'”.

“Nosotros teníamos dignidad. Por ahí éramos pobres, pero teníamos dignidad. Y mi hermano no tenía la cara y la barba de Maldonado. Ni yo me acuerdo la cara porque murió muy joven. Porque era un héroe, era un prócer porque él no tiraba piedras, tiraba tiros a los ingleses para defender la tierra Argentina”.

“Jamás anduvo sin saber a que se dedicaba y cuando alguien habla de Juan Carlos Etchecopar, hermano mío, nunca decían ‘era tatuador. Mi hermano fumaba marihuana pero no era un bohemio, ni un activista político”.

“Mi hermano se emocionaba cuando hablaban de los pobres. Mi hermano luchaba por los pobres. Mi hermano luchaba por los derechos humanos. Pero yo no hago política con la muerte de mi hermano. Siempre lo recuerdo porque mi hermano murió en este país y dejó la vida en este país”.

“Mamá tuvo dos infartos cuando le dijeron que mi hermano estaba en Malvinas. Sufrió mucho, pero jamás se le ocurrió sacar de la cómoda un pañuelo blanco y hacer negocios con la muerte de mi hermano”.

“Y mi padre también lloró mucho. Sufrió igual que tu viejo. Con la diferencia que a mi hermano lo llevaron y tu hermano fue solo. Con la diferencia que mi hermano puso los huevos sobre la mesa para pelear por su país, y tu hermano tiraba piedras a los camiones que pasaban”.

“Si tirar piedras a los camiones que pasan. Si andar armando kilom… en el sur a la gente que quiere ir a laburar es ser un héroe. Bueno por ahí me equivoco pero para mí héroe era mi hermano”.

“Por eso Maldonado yo me puedo enfrentar con vos. Porque los dos perdimos una hermano. Con la diferencia que mi hermano no era un artesano, era un argentino. Y con la diferencia que mi hermano no andaba con cuatro teléfonos”.

“Y con la diferencia que mi hermano nadie puede decir de donde vino ni a donde va porqué vivía en la misma casa de siempre y en la misma calle de siempre. Yo soy hermano de un héroe de Malvinas, y vos nada más sos el hermano de Maldonado”. Concluyó Baby Etchecopar.